15May

FAMILIA, NÚCLEO DE LA ENSEÑANZA DE VALORES E INTEGRACIÓN SANA A LA SOCIEDAD.

La familia es aquel entorno social con el que tenemos un contacto inmediato desde nuestro nacimiento. Mediante él, se nos inculca valores positivos. Sabemos que la familia es un grupo de personas que están unidas por vínculos consanguíneos y afectivos y en su gran mayoría, conviven juntas.

Se sabe del rol esencial que la familia aporta en el desarrollo del ser humano durante la infancia, niñez, adolescencia, juventud y hasta en una etapa de adultez madura. Por ello, cada 15 de mayo se celebra, esto nace con el fin de crear conciencia en la gente sobre el papel fundamental que también desempeña en la educación, formación de los hijos y, crear o fortalecer la unión familiar.

. ¿Cómo nace esta iniciativa?

Nos situamos en el año 1993, por aquel entonces, la Asamblea General de las Naciones Unidas mediante la resolución 47/237, proclamó este día como un tema oficial a celebrar.

En su respectivo momento las Naciones Unidas declaró que: «Esta celebración anual refleja la importancia que la comunidad internacional otorga a las familias como unidades básicas de la sociedad, así como su preocupación con respecto a su situación en todo el mundo. El Día Internacional de las Familias brinda la oportunidad de promover la conciencia de los problemas relacionados con las familias, así como de promover la acción adecuada. El Día puede convertirse en un poderoso factor de movilización en nombre de las familias en todos los países, que aprovechan esta oportunidad y demuestran el apoyo a los problemas familiares apropiados para cada sociedad».

. Recuperando el valor familiar.

El concepto de familia ha sido el mismo desde tiempos remotos. Se puede dar una mirada hacia el pasado y, veremos que muchas culturas, civilizaciones y sociedades antiguas le han atribuido un valor significativo. Conforme la historia ha ido contándose a raíz de diversos conflictos, acontecimientos que han marcaron a la humanidad; esto no afectó la idea de un núcleo familiar.

Quizás, ahora en el último siglo se ha ido perdiendo esa esencia familiar. Las causas serían diversas, pero centrémonos en una que ha sido muy útil en su uso adecuado, hablamos de la tecnología. Con el avance tecnológico simplificado llamando a las puertas de miles de familias, se ha ido descuidando el núcleo familiar. Pues, muchos padres optan por emplear el celular y la televisión como un medio para entretener o educar a los hijos, de esa forma los papás se dedican a su trabajo o inclusive a prestarle atención también a la tecnología, pero aquí hay un punto que no se toma en cuenta. El hijo al tener ese poder entre sus manos, gana el acceso a diversos contenidos o programas que pueden influir en su comportamiento, si no se tiene un adecuado seguimiento por parte de los padres, se podrían estar generando problemas negativos.

Es un escenario que se ve a diario. Las familias divididas, fragmentadas por problemas personales, económicos, entre otros aspectos, buscan en esta invención de la humanidad una manera de poder huir. Se recomienda que estos casos sean subsanados, y ¿cómo se llega a ello? Se puede empezar con actividades que haga participar a la familia en unidad, tal ves con una salida al campo, visitar museos o actividades dentro del mismo hogar. Tratar de que los celulares no se conviertan en un 100% de nuestra atención.

. La familia en tiempos de pandemia.

Cuando se habla de covid-19, se viene a la mente los siguientes conceptos: muerte, economía quebrada, perdida de trabajo, confinamiento, etc.

Es en esta última palabra “confinamiento” en la cual hay que enfocarse. Por muy desagradable que sea la situación, el lazo familiar se ha fortalecido mucho más, porque es una situación que nos ha puesto juntos durante las veinticuatro horas del día. Ha sido la oportunidad para redescubrir ese afecto familiar, en algunas familias esto pudo llegar a convertirse en una especio de examen —Esto será medido con el hecho de qué tan fragmentada esté la familia por diversos problemas grupales e individuales—.

Un caso en particular es el de una familia peruana, algunos de sus integrantes estuvieron infectados de covid-19. Tuvieron que lidiar con una incertidumbre nada esperanzadora por las deudas que tuvieron que cargar en sus espaldas por costear el tratamiento en una clínica privado, la opción fue contemplado producto del colapso de camas que se presentaba en el seguro social, no obstante, supieron sortear esta adversidad mediante la unión de su lazo familiar, que era muy fuerte. Pronto, la alegría les sonrió nuevamente, al enterarse que el patriarca de la familia, Max Blanco, de 74 años, había logrado ganarle al covid-19. Según lo relata Peggy a la BBC, una de las hijas del señor Banco.

A partir de este breve escrito se puede interpretar lo siguiente:

. La base de la sociedad civil es la familia. Los seres humanos han buscado el bienestar, equidad, tranquilidad, esto empieza desde el seno familiar.

. Por otro lado, para poder conllevar este reto no solo en pandemia, sino también en un contexto general, se debe priorizar la comunicación eficaz como estrategia, de esta forma se pueden afrontar las dificultades adecuadamente.

¿Qué esperamos…? Recuperemos o fortalezcamos nuestros la convivencia con nuestras familias.


Realiza un comentario